La Colegiata de Santa Juliana II

Elementos arquitectónicos del exterior

Uno de los primeros elementos a comentar es la puerta principal y el friso de la colegiata.  Los muros están compuestos por sillares calizos perfectamente escuadrados. La puerta principal, situada en el muro meridional, presenta cinco arquivoltas primitivas de medio punto, además, hay dos columnas a cada lado con unos capiteles bastante desgastados, pero aun son visibles unos cuadrúpedos afrontados y basiliscos que chocan sus cabezas.[1]

El elemento más destacable de la puerta principal es el pantocrátor situado en el friso superior. Como es común en los pantocrátor del periodo románico, este se inserta dentro de una mandorla ovoide, la cual es sustentada por cuatro ángeles. El pantocrátor se encuentra bendiciendo a los fieles con la mano derecha y en la izquierda sostiene el libro de la vida. A cada lado del pantocrátor se aprecian seis figuras muy desgastadas, la mayoría de ellas sin cabeza, posiblemente se trate de los apóstoles. Un elemento del siglo XVII d.C que se encuentra en el frontón de esta entrada es la imagen de Santa Juliana doblegando al demonio.[2]

Fachada principal de Santa Juliana[3]

Otro elemento arquitectónico visible desde el exterior son los tres ábsides. Cada uno de ellos se corresponde con cada una de las tres naves. El izquierdo presenta dos ventanales doblados con guardapolvos y unas arquivoltas de bolas que se apoyan sobre unos capiteles que tienen espirales y algunas figuras como pájaros. Este ábside esta rematado por una cornisa sostenida por diez canecillos figurados. Este ábside izquierdo recuerda los ábsides de Frómista o Jaca. Con respecto al ábside central hay que decir que es el más alto debido a la mayor altura de la nave principal. Presenta tres ventanas con guardapolvos de billetes y dos arquivoltas. Los capiteles de este ábside central tienen temas diversos, siendo los de la ventana central los más visibles dado que fueron restaurados.[4]El tercer ábside, el derecho, es el más pobre arquitectónica y artísticamente hablando, eso se debe a que en la actualidad se encuentra escondido entre el ábside central y el muro del presbiterio[5].

En el exterior de los ábsides también se pueden apreciar los canecillos. Estos canecillos están dispuestos en varios lugares de la Iglesia, por ejemplo: podemos verlos si nos situamos en las naves del norte de la iglesia y seguimos caminando. Con respecto a los canecillos de los ábsides hay que decir que las figuras representadas son muy variadas: el canecillo número cuatro del ábside central presenta un entrelazo en cestería que es un tema típico del románico, y por el contrario, el canecillo número seis plasma una especie de cerdo con orejas altas[6]. Hay que decir que la mayoría de ellos tienen representaciones sencillas y únicamente son sólo unos pocos los que tienen figuras de animales, humanas o geométricas.[7]

El interior de la colegiata

Lo primero que hay que decir sobre el interior es que tiene unas grandes dimensiones y una altura considerable, abarca 42 metros de largo y 14.5 metros de ancho. El edificio es rectangular, formado por tres naves y un crucero en línea con los muros de las naves laterales. Toda la cabecera de la iglesia se encuentra sobreelevada en relación con el piso del crucero y las naves. Esto último es perfectamente visible en el ábside central ya que para llegar a el hay que subir una escalinata de piedra de seis escalones colocada en 1788.[8]

Para acceder al interior hay varias entradas, la más utilizada es a través de la puerta situada en la fachada principal, otra entrada es atravesando una pequeña puerta situada en el claustro. Con respecto a las naves hay que mencionar que están separadas entre sí por ocho pilares. En la nave central se encuentran el sepulcro que guarda los restos de Santa Juliana. Las bóvedas son del tipo de horno en los ábsides, después hay bóvedas de medio cañón en los brazos del crucero y en la cúpula[9]. En la siguiente imagen se puede apreciar como los restos de Santa Juliana se encuentran en un lugar destacado del edificio ya que están el centro de la nave central. 

Nave central del interior de Santa Juliana[10]

Los elementos decorativos del interior son muy variados dado que nos encontramos desde capiteles hasta placas románicas en relieve. Con respecto a los capiteles del interior hay que decir que se pueden llegar a ver un total de sesenta y tres. Para poder elaborar tal número de piezas participaron varios canteros, cada uno de los cuales tenía sus propias características en cuanto a las formas y los temas representados. 

La variedad de escenas que plasman los capiteles es abrumadora, son visibles elementos religiosos, paganos, el miedo, el trabajo diario o incluso la gloria y el castigo, lo que constituye un lenguaje artístico sencillo, que incluso mil años después somos capaces de entender[11]. Algunos ejemplos más concreto de la decoración de los capiteles son por ejemplo los localizados en los ábsides que presentan representaciones pornográficas, serpientes, figurillas humanas, etc.[12]

Otro elemento decorativo que podemos ver en el interior de la colegiata son las placas románicas en relieve, siendo la más reseñable de todas el gran Cristo Pantocrátor localizado en el baptisterio. En origen, esta última pieza pudo formar parte de un conjunto de relieves destinados a decorar una posible puerta del muro occidental que no ha llegado hasta nuestros días debido a las continuas modificaciones del edificio.  Este pantocrátor muestra la singularidad de conservar restos de la policromía original. También se conservan cuatro apóstoles esculpidos individualmente en piedra caliza que pudieron acompañar a este pantocrátor y, en la actualidad, son visibles en el frontal del altar. Lo más seguro es que todas estas imágenes fueran realizadas por un mismo maestro durante las últimas décadas del siglo XII d.C.[13]

Relieve Pantocrátor del baptisterio[14]

Otra placa conservada que se puede ver hoy en día en el ábside izquierdo representa a la Virgen sedente con el niño en el centro. Se trata de una placa pétrea con una decoración elaborada, puesto que la virgen y el niño se encuentran insertos en un arco de medio punto sobre columnillas que presentan capiteles de acanto muy esquemáticos[15].

Un elemento decorativo de origen románico que todavía se conserva es una pila bautismal visible a los pies de la iglesia, además, tiene la peculiaridad de ser la más grande que se conserva en Cantabria de este periodo. La decoración que presenta es sencilla, siendo una representación de Daniel entre los dos leones que, seguramente, fue ejecutada por los mismos maestros que elaboraron los capiteles historiados del claustro.[16]

Del periodo románico también se conservan dos sarcófagos bellamente decorados, uno de ellos se pensaba que albergaba los restos de Santa Fronilde, dama que favoreció el crecimiento de la iglesia durante el siglo X d.C gracias a sus cuantiosas donaciones, pero la investigación de los restos óseos ha permitido constatar que no es una mujer, sino que se trata de un infante castellano que murió cerca del primer cuarto del siglo XII d.C. El otro sarcófago conservado contiene los restos del obispo Pelayo y es del año 1124 d.C [17].


[1]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románico imprescindible.Palencia: Santa María la Real, 2017. p .16.

[2]Ibidem. p. 17.

[3]https://bit.ly/2OGqBnP[29/12/2018]

[4]GARCÍA GUINEA, Miguel Ángel. Románico op. cit.p. 122. 

[5]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románico op. cit.p. 19. 

[6]VV.AA. Enciclopedia del op.cit.p. 359. 

[7]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románicoop. cit.p. 20. 

[8]GARCÍA GUINEA, Miguel Ángel (dir.).Enciclopedia del op.cit.p. 363.

[9]GARCÍA GUINEA, Miguel Ángel. Románico op. cit. p. 126.

[10]https://bit.ly/2SaUfjn[27/12/2018]

[11]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románicoop. cit. pp. 22-24.

[12]GARCÍA GUINEA, Miguel Ángel. Románico op. cit.p. 126.

[13]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románico op. cit.pp. 24-25.

[14]https://bit.ly/2CxVgMX[29/12/2018]

[15]GARCÍA GUINEA, Miguel Ángel. Románico op. cit. p. 130.

[16]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románico op. cit.p. 26.

[17]HERRÁN CEBALLOS, Jesús. Románico op. cit.pp. 26-27.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: